La Universidad de Sevilla cartografía el saber humano en una gran exposición sobre el libro

Este miércoles se inaugura en el Cicus ‘Imago Mundi’, en la que se muestran hasta el 25 de febrero desde valiosos incunables a obras de Murillo y Ribera

El ‘San Isidoro’ de Murillo de la sala capitular de la Catedral se puede ver a ras de suelo en la exposición – Raúl Doblado

Con el título de ‘Imago Mundi’, la Universidad de Sevilla presenta la que es su exposición más ambiciosa hasta la fecha, un recorrido por la historia del conocimiento humano a través del que ha sido su principal vehículo desde la antigüedad: el libro, centrándose en aspectos que van desde la asociación entre cultura bibliófila y el nacimiento de las ciudades hasta, su papel como texto sagrado, los intentos del poder de controlar su difusión o su capacidad para ensanchar el mundo conocido, mental y geográficamente.

«Esta muestra reflexiona sobre el libro como fuente de conocimiento y cómo ha moldeado la vida, la representación y la transformación del territorio y de la ciudad», así como su papel como «depositarios del conocimiento» y, por tanto, como «cimientos de la civilización», explica el director general de Cultura y Patrimonio de la Hispalense y director de su Centro de Iniciativa Culturales (Cicus),Luis Méndez, comisario de ‘Imago Mundi’ junto al director del secretariado de Patrimonio, Luis F. Martínez-Montiel.

De la ambición de la muestra, que cuenta con la colaboración especial de la editorial Ivorypress de Elena Ochoa Foster en su veinticinco aniversario, habla el tiempo que ha llevado su organización, tres años, pero también de la valía de las más de doscientas obras que contiene, la mitad de ellas préstamos de instituciones como Patrimonio Nacional, la Catedral de Sevilla, el Real Instituto y Observatorio de la Armada, el Museo de Arte Moderno de Nueva York, el Monasterio de Santa Paula, la Colegiata de Osuna…

La mitad de las obras que componen ‘Imago Mundi’, que se inaugura este miércoles en el Cicus donde permanecerá abierta hasta el 25 de febrero, pertenecen al patrimonio de la Universidad de Sevilla, de las cuales una decena de ellas se han restaurado para la ocasión, como, por ejemplo, un globo terráqueo y otro celeste de los siglos XVIII y XIX. Porque, como explicó Luis Méndez, otro de los objetivos de la muestra es «poner en valor y dar a conocer entre la sociedad» el rico patrimonio artístico e histórico de la Hispalense.

Buen ejemplo de ello, es que la exposición muestra algunos tesoros bibliográficos de la Universidad de Sevilla, como uno de los veinte ejemplares que se conservan en todo el mundo de la ‘Biblia’ de Gutenberg, un volumen de la ‘Biblia del Oso’ de Casiodoro de Reina -la primera traducida al español-, autógrafos de Miguel de Cervantes, la Gramática de Elio Antonio de Nebrija y el ‘Imago Mundi’ que da título a la muestra, un libro escrito por el prelado y teólogo francés Pierre d’Ailly que compendiaba la cosmografía, la geografía y la astronomía en la primera mitad del siglo XV, y que fue propiedad de Cristóbal Colón.

Junto a estos libros, entre los que se cuentan algunos que han marcado diferentes civilizaciones, la exposición incluye incunables con textos aristotélicos, una copia manuscrita del viaje de Marco Polo, una Torá, ediciones de la Eneida del siglo XIV, tratados de arquitectura de Vitruvio, libros de navegación… Los volúmenes presentes en la muestra tendrán junto a la cartela un código QR que permitirá al visitante descargarse los libros y examinarlos posteriormente en casa.

Barbarie y civilización

Porque la muestra pretende mostrar cómo los libros están en la base de la cultura y las diferentes civilizaciones humanas que han construido archivos y bibliotecas para almacenar todo ese conocimiento, al que siempre es necesario volver, tal como señala Luis Méndez, especialmente en estos tiempos marcados por «la posverdad y los hechos alternativos». De hecho, la exposición lleva como subtítulo ‘Libros para tiempos de barbarie y civilización‘.

La muestra pretende, además, promover la reflexión del visitante mediante el diálogo entre todo esos fondos bibliográficos, diferentes objetos, que van desde útiles de escritura de la Roma clásica a astrolabios de la época de los Descubrimientos; mapas y planos celestes que permitían ensanchar el mundo, algunos de ellos provenientes del Archivo de Indias; y obras de arte, desde maestros de capilla del siglo XIV al arte contemporáneo.

Los libros son los grandes protagonistas de la muestra del Cicus
Los libros son los grandes protagonistas de la muestra del Cicus – Raúl Doblado

Así, en el recorrido se muestran obras como el ‘San Isidoro’, de Bartolomé Estaban Murillo, que se encuentra en la sala capitular de la Catedral de Sevilla y que en la exposición puede disfrutarse a ras de suelo. También destacan obras como un ‘San Jerónimo’, de José Ribera que cuelga en la Colegiata de Osuna, el ‘Retrato de familia de Giovanni Battista Giglio’ de autor anónimo boloñés perteneciente a Patrimonio Nacional y ‘La muerte y el caballero’, de Pedro de Camprobín y propiedad de la Hermandad de la Santa Caridad.

Junto a ellas se incluyen también piezas de artistas contemporáneos, como Francis Bacon, Guillermo Pérez Villalta, Anish Kapoor, Curro González, Michal Rovner, Joan Foncuberta, Idoia Zabaleta, Ai Weiwei o la famosa fotografía de la destrucción de la Biblioteca de Sarajevo que tomó Gervasio Sánchez.

Homenaje a Rafael de Cózar

También merece la pena detenerse en una serie de documentos parcialmente quemados que pertenecieron al poeta y profesor de la Universidad de Sevilla, Rafael de Cózar, quien murió luchando contra el fuego para salvar su biblioteca. Dentro de las actividades paralelas a ‘Imago Mundi’ se celebrará, de hecho, un acto el 14 de diciembre en homenaje al escritor desaparecido a cargo de sus amigos Jesús Vigorra, Arturo Pérez-Reverte Juan Eslava Galán.

Todo estas piezas se estructuran en un recorrido circular que parte Homero para llegar a la ‘Eneida’, metáfora del viaje pero también del saber que se trasmite, mediante los libros y los contenidos de ellos que guardan los migrantes, entre civilizaciones, del que el troyano Eneas, mítico fundador de Roma, es un buen ejemplo. 

En ese itinerario, los comisarios han introducido cuatro grandes apartados: ‘La ciudad y los libros’, que muestra la indisolubilidad entre textos y espacios urbanos que puede rastrearse desde la antigüedad; ‘La palabra revelada’ o cómo el libro se convierte en el transmisor de la palabra sagrada en las grandes religiones monoteístas, pero también de las heterodoxias de la fe; ‘El control de la memoria. El naufragio del papel’, con todo tipo de estrategias censoras y de control de la difusión del conocimiento puestas en marcha por el poder; y ‘El viaje de los libros’, que presenta cómo los libros han ampliado el conocimiento del mundo, tanto geográfico como desde el punto de vista del conocimiento. 

Actividades paralelas

La exposición se complementa con una serie de actividades paralelas, entre las que destaca un ciclo de conferencias, que arrancará el 23 de noviembre, a cargo de Edward Wilson Lee, Mercedes Monmany, Nuccio Ordine, Aurora Luque, Marta Sanz Manuel Rivas, entre otros. Las propuestas se completan con un encuentro de editoriales independientes, proyecciones de películas y una representación en concierto de la ópera ‘Dido y Eneas’, de Henry Purcell, a cargo de la Orquesta Barroca de Sevilla.

Todos estos elementos sustentan el discurso muy meditado de una exposición que pretende mostrar «la aventura del saber» que ha llevado a cabo el ser humano, explicó Luis Méndez, porque contribuir a perpetuar el conocimiento es uno de los fundamentos de la Universidad y «para eso están los libros».

‘Imago Mundi’ puede verse en el Centro de Iniciativas Culturales de la Universidad de Sevilla (Cicus), desde este miércoles al 25 de febrero, de lunes a sábados, de 11 a 20 horas. Los domingos, de 11 a 14 horas. Lunes cerrado. Más información en la  web del Cicus.

Fuente: ABC

Redacción

Entrada siguiente

Las luces de Navidad en Sevilla se encenderán el último fin de semana de noviembre

Mié Nov 10 , 2021
El Ayuntamiento baraja el viernes 26 o el sábado 27 para el alumbrado propio de esta época La ciudad estará iluminada con las luces de Navidad desde el último fin de semana de noviembre. Lo que aún no tiene decidido el gobierno socialista es la fecha exacta del encendido, ya que […]