10 julio 2020

Sevilla.net

LA WEB DE LOS SEVILLANOS

Casi 6.500 hogares de la provincia de Sevilla reciben el Ingreso Mínimo Vital

El primer pago estatal ha llegado ya a quienes percibían la prestación por hijo a cargo

El Ingreso Mínimo Vital (IMV), aprobado por Gobierno, ha llegado a casi 6.500 hogares de la provincia en el primer pago efectuado por la Seguridad Social. Así lo indicaron este viernes el subdelegado del Gobierno en Sevilla, Carlos Toscano, y el presidente de la Diputación.

En concreto, este primer abono llegará a 6.448 hogares. “Se trata de quienes venían recibiendo la prestación por hijo a cargo sin discapacidad o con discapacidad menor del 33 por ciento y que han sido reconocidos de oficio como beneficiarios del Ingreso Mínimo Vital”.

Carlos Toscano ha subrayado que el Ingreso Mínimo es una medida “eminentemente social”, con el objetivo de “reducir el nivel de pobreza y la exclusión, que persigue garantizar una mejora real de oportunidades de inclusión social y laboral de las personas beneficiarias” y que representa “un paso histórico para avanzar por el camino de la igualdad”.

Villalobos ha señalado que a los ayuntamientos “ahora les toca volver a estar en primera línea, en esta ocasión con la gestión del Ingreso Mínimo Vital en cada localidad, que estoy seguro va a resultar determinante para evitar la brecha social en un momento como este”.

Para el presidente de la Diputación, “cuando se trata de asuntos sensibles, el resto de administraciones suele poner sus ojos en los ayuntamientos y, por eso, el Gobierno Central, quiere tenernos con él en la gestión y aplicación del Ingreso Mínimo Vital”.

Los hogares reconocidos de oficio son aquellos de los que el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) tenía información suficiente sobre la composición del hogar para poder realizar la reconversión. La Seguridad Social les avisó, previamente, por SMS y carta, para que no tuvieran que solicitar el Ingreso Mínimo Vital.

El resto de los beneficiarios de la prestación por hijo a cargo sin discapacidad o con discapacidad menor al 33 por ciento que puedan ser beneficiarios de la nueva prestación deberán solicitarlo, ya que no constaba información suficiente para reconvertir de oficio la prestación.

En los primeros diez días desde el inicio del plazo para solicitar el IMV se han registrado en el INSS 20.310 solicitudes en la provincia de Sevilla, de las 344.585 solicitudes presentadas en España. La mayoría han sido enviadas por vía telemática, dado que la atención presencial en los Centros de Atención e Información de la Seguridad Social se retomó este jueves.

Para dar tiempo a que los interesados puedan disponer de la información y documentación necesarias y evitar la pérdida de derechos, las solicitudes presentadas entre el día 15 de junio y el día 15 de septiembre tendrán efectos económicos desde el dí 1 de junio de 2020.

El INSS ha puesto en marcha una línea de teléfono gratuita para las consultas de los ciudadanos sobre el Ingreso Mínimo Vital, en el número 900 20 22 22. Su horario de atención es de 9:00 horas a 14:30 horas. Asimismo, la web de este organismo dispone de una guía con las consultas más preguntas más frecuentes y de un asistente virtual.

Condiciones para percibirlo según cada tipo de hogar

El Ingreso Mínimo establece un nivel de renta garantizable diferente para cada hogar. Completará las rentas preexistentes, hasta ese umbral garantizado para cada tipo de hogar que, en el caso de los hogares unipersonales, es de 5.538 euros al año, el equivalente a una pensión no contributiva.

“El primer requisito para acceder al IMV será el de la vulnerabilidad económica. También, haber solicitado las prestaciones y pensiones a las que pudiera tener derecho”. Habrá un titular por hogar, que deberá tener entre 23 y 65 años, salvo que se cuente con menores a cargo, en los que no habrá requisito de edad.

Si el solicitante vive solo, tendrá que acreditar que lleva tres años viviendo de manera independiente de sus progenitores y haber estado de alta en la Seguridad Social durante doce meses. Si los solicitantes viven en una unidad de convivencia ésta tendrá que llevar constituida al menos un año.

Para todos los solicitantes se requiere un año ininterrumpido de residencia legal y efectiva en España, excepto en situaciones de violencia de género, trata y explotación sexual.

Fuente: Diario de Sevilla