Las salidas del Gran Poder en octubre aumentan las reservas hoteleras en Sevilla

Es un gran reclamo para turistas andaluces procedentes de otras provincias

El Gran Poder durante el acto extraordinario celebrado en 2020 – Juan Flores

El hotel Doña María, uno de los más conocidos de Sevilla, estará al 85% el fin de semana en el que saldrá por primera vez el Gran Poder a la calle desde que se declaró la pandemia. Es casi el mismo nivel de ocupación que tiene registrado para este fin de semana que coincide con el puente del Pilar sin que haya otra actividad que justifique esa demanda. «No sabemos el motivo por el que una persona contrata una noche hasta que no llega al hotel, pero es muy posible que muchos de los que vendrán ese día sea para ver la procesión», asegura a ABC el director de este alojamiento, Manuel Domínguez

«Todo contribuye y la fuerza de esta imagen, lo conocida que es, al menos en toda Andalucía, es un reclamo muy potente», dice. Por eso no le cabe duda de que las salidas previstas para celebrar el 400 aniversario de la talla de Juan de Mesa atraerán mucho turismo tanto del resto de la región como de otras provincias españolas.

El otoño pinta bien para el sector, con el alto volumen de personas vacunadas y el control de la pandemia. El fin de las restricciones también anima a viajar y aprovechar esta temporada alta de la ciudad. Sin embargo, la preocupación se traslada ahora en los meses de invierno, como reconoce este profesional, no por el miedo a que se vuelvan a agravar los contagios, sino por la falta de demanda. «No hay buenas expectativas para enero y febrero y habrá que aguantar a pulmón hasta marzo», indica el director del Doña María.

En los hoteles Kivir Bécquer también es bueno el nivel de ocupación para los días en los que habrá salidas de Gran Poder, especialmente para el primero y el último, como señala a este medio María José Chacón, directora comercial de ambos establecimientos. «Estamos al 65% y para la poca antelación con la que se hacen las reservas es un buen nivel», asegura. «En ello –dice– tiene mucho que ver el peso de esta imagen, que lleva dos años sin salir en Semana Santa. Es una cofradía de mucho calado también fuera de la ciudad». 

Por su parte, el presidente de la Asociación de Hoteles de SevillaManuel Cornax, coincide en que «las salidas programadas del Gran Poder en octubre y la última de noviembre atraerán a mucho público que optará por pasar la noche en la ciudad». «No tienen que venir de zonas más alejadas, la procesión es un motivo para quedarse al menos dos días en Sevilla», dijo. Aunque estos serán los menos. La devoción religiosa y el gusto por las cofradías tan extendidos en la comunidad es un reclamo muy importante que tiene efecto en las ciudades con una Semana Santa muy popular. También está ocurriendo con la Magna que prepara Málaga y que está elevando el nivel de reservas de su planta hotelera. 

«Las procesiones, los enganches, el desfile de moda flamenca en la Avenida son tradiciones muy propias de Sevilla y este tipo de convocatorias atrae a mucha gente, por eso era importante recuperarlas cuando la situación sanitaria estuviera controlada», consideró Cornax. Hasta el momento los alojamientos que representa no le han trasladado el efecto que tendrán las cuatro salidas que hará el Señor para su misión a los Tres Barrios , aunque se muestran optimistas ante ese reclamo.

Fuente: ABC

Redacción

Entrada siguiente

Los 'hombres de negro' llegan a España para vigilar a Sánchez

Jue Oct 7 , 2021
Dos halcones evalúan ya sobre el terreno la marcha de las medidas y reformas exigidas para recibir los fondos europeos Dos altos cargos de la Comisión Europea llegaron ayer a España para vigilar el cumplimiento de las reformas y medidas exigidas al Gobierno a cambio de recibir los millonarios fondos europeos que deben […]