Las claves del protocolo Covid-19 para el próximo curso escolar de Córdoba

Aulas Covid, «clases burbuja», móviles rastreadores… así se plantea el futuro inmediato de la educación

El protocolo de actuaciones ante casos Covid-19 para el próximo curso escolar, cuyo  borrador adelantó ayer ABC Córdoba, incluye por primera vez medidas concretas que detallan cómo actuar en los colegios si se detecta un caso. Éstas son algunas de las claves para entender un procedimiento que aún se está negociando, pero que muestra las intenciones originales de las consejerías de Educación y de Salud y Familias.

El termómetro, antes de salir de casa

No es obligatorio, pero el protocolo recomienda a los padres que tomen la temperatura a sus hijos antes de acudir al colegio cada día. Si tienen unas décimas de fiebre, el niño tendrá que quedarse en casa hasta dispone de una valoración médica, al igual que con cualquier otro síntoma compatible con el contagio por Covid-19. En tal caso, hay que avisar de inmediato al colegio o a los números habilitados por la Consejería (900 40 00 61 y 955 54 50 60).

Que los móviles sirvan para algo

Tampoco es obligatorio, pero la Consejería quiere hacer uso (un buen uso) de los teléfonos móviles que ya tienen los alumnos a edades cada vez más tempranas. Para ello recomendará a los padres que instalen en los celulares de sus hijos la app de rastreo de contactos, pese a que aún no está activa. 

Esto es una «clase burbuja»

La Consejería de Educación se refiere a ellas como «grupo estable de convivencia». Son alumnos que se relacionan exclusivamente entre sí, sin apenas contacto con otros grupos del colegio o incluso del exterior, y que en Educación Infantil y primero de Primariasuelen corresponderse con los grupos académicos. En cursos superiores el plan del centro deberá encargarse de identificar estos grupos estables. Lo importante del caso es que en estas «clases burbuja» los niños podrán jugar y relacionarse entre sí sin tener que garantizar la distancia de seguridad.

La habitación del Covid

El «aula Covid» no es más que una sala aislada de las demás a la que habrá que llevar a cualquier alumno que, en horario escolar, presente síntomas compatibles con la infección por Covid-19. Tienen que ser salas individuales, ventiladas, con gel hidroalcohólico y una papelera de pedal. Habrá que confinar allí al pequeño o pequeña, junto con un profesor o tutor (ambos con mascarilla) hasta que lleguen a recogerlo los padres, que serán avisados de inmediato.

Confirmación en medio de una clase: vete a casa

Si el anuncio de un caso confirmado llega mientras se están impartiendo clases, todas las familias de alumnos pertenecientes al contagiado serán avisadas de inmediato y tendrán que recoger a los menores, que abandonarán el centro de forma escalonada. Si el afectado es un profesor, se irá del colegio al momento. Todos tendrán que guardar cuarentena. 

Confirmación fuera de clase: quédate en casa

Por el contrario, si la confirmación llega mientras el colegio está cerrado, serán los servicios sanitarios los que avisarán a las familias para que los niños no acudan a clase al día siguiente. 

¿Se puede cerrar un colegio entero?

Es una posibilidad remota, pero el protocolo la contempla. Si hay tres o más casos confirmados en dos aulas diferentes, los servicios epidemiológicos de Salud tendrán que realizar una valoración de todo el centro o servicio docente. Una situación semejante podría revelar el inicio de una transmisión comunitaria que hay que cortar de raíz. Es el peor de los escenarios posibles. 

Redacción

Deja una respuesta

Entrada siguiente

Caos en el pago de ERTE: ingresos por duplicado, no computan a los hijos o confunden días del expediente

Vie Ago 21 , 2020
Los trabajadores que no reclamen la rectificación de los errores podrían tener problemas en el futuro por reclamaciones del Estado o aumento de pagos por IRPF Trabajadores que siguen cobrando el ERTE aunque se han incorporado a su empleo hace meses; otros a los que no se les ha tenido […]