El Hospital de Valme realiza más de 2.000 teleconsultas de cardiología durante la pandemia

La telemedicina ha cobrado protagonismo en la gestión de la actividad sanitaria no urgente como consecuencia del aislamiento social preventivo frente al coronavirus implantado desde que se declarase el estado de alarma el pasado 15 de marzo. Una de las especialidades con mayor actividad en este campo dentro del Hospital de Valme ha sido la cardiología que, en las últimas semanas, ha efectuado más de 2.000 citas mediante este sistema.

El jefe de este servicio, Francisco Javier Molano, asegura que su «objetivo ha sido no romper la comunicación ni la continuidad asistencial con pacientes estables, garantizándoles respuestas eficientes en el contexto de la gravedad potencial de las enfermedades cardiovasculares».

Para reorganizar la asistencia en cardiología, conciliando las restricciones del desplazamiento a centros sanitarios con las medidas de seguridad y protección de pacientes y familiares, el primer paso fue cribar los casos más complejos e inestables (10-15%) en las agendas de las citas programadas y canalizarlos en consultas presenciales. Derivando así al mayor número de casos estables a la atención por teleconsulta,  garantizando la capacidad asistencial para el proceso de desescalada.

La selección por prioridad clínica de las pruebas complementarias, como ergometrías, ecocardiografías y holter, también ha tenido un papel clave para potenciar las consultas de acto único. De esta manera, la gran mayoría de las pruebas que en las primeras semanas fueron pospuestas, se han comenzado a realizar en esta fase de desescalada con el objetivo de que una vez concluido el estado de alarma la actividad se desarrolle con la mayor normalidad posible.

Este proceso se ha ejecutado mediante una labor médico-enfermera donde, de forma telemática, se han revisado exhaustivamente las historias clínicas digitales para reprogramar consultas de alta resolución en acto único y con respuestas ágiles. Así, en una misma visita al cardiólogo, el paciente tiene la posibilidad de realizarse varias pruebas diagnósticas y la propia consulta de resultados y tratamiento.

La actividad del servicio de cardiología en estas semanas en telemedicina se ha realizado tanto desde el Hospital Universitario de Valme como en los tres centros periféricos de especialidades donde habitualmente pasan consulta los cardiólogos dee ste centro hospitalario (Alcalá de Guadaira, Dos Hermanas y Morón de Frontera). Además, habilitadas las herramientas informáticas ofertadas por la Consejería de Salud para el desarrollo de la telemedicina, también los cardiólogos han podido desarrollar esta tarea desde sus domicilios.

Por lo que respecta al contenido de las teleconsultas, han sido las siguientes: cardiología Clínica y las consultas monográficas de Arritmias, Insuficiencia Cardiaca, Valvulopatías y Dolor Torácico, junto al seguimiento de pacientes en Rehabilitación Cardíaca. También se contactó con los pacientes, seleccionando las pruebascomplementarias prioritarias.

El doctor Molano considera que la eficacia de la telemedicina en el Valme se ha debido a «la colaboración de la ciudadanía, quien ha valorado satisfactoriamente la atención continuada y seguimiento de su patología a distancia y de forma telefónica» y a «la implicación, esfuerzo y dedicación de los profesionales del servicio».

Vía: Diario de Sevilla

Redacción

Deja una respuesta

Entrada siguiente

Los hosteleros de Sevilla optan por no abrir: «con ese aforo no da ni para pagar la luz»

Mié Abr 29 , 2020
Los hosteleros de Sevilla se plantean no abrir en la fase 1 del plan de desescalada del Gobierno que comenzaría a partir del 11 de mayoal considerar «inviables» las condiciones actuales. El presidente de la patronal, Antonio Luque, se lo ha recomendado a los socios ante la perspectiva de que sólo […]